Agua: Liquido preciado

 

Old Water Pump

 

En el mundo hay en este momento innumerables problemas, pero muchas veces no nos damos cuenta que la escases y la contaminación del agua en nuestro planeta pone en peligro nuestra supervivencia en el mismo. El agua influye en todos los aspectos de nuestras vidas desde la salud hasta nuestra alimentación.

El crecimiento poblacional resulta en una mayor demanda de agua volviéndose insostenible, se prevee que en los próximos veinte años el promedio de abastecimiento de agua por habitante disminuirá en un tercio.

Mientras que la población del mundo se triplico en el siglo 20, la demanda del agua ha crecido mas que eso. En los próximos 15 años la población se incrementara de un 40 a un 50%. Este crecimiento mas la industrialización y la urbanización resultará, en una mayor demanda de agua, produciéndole al ambiente graves consecuencias.

Según estudios, mas de 1 de cada 6 personas no tienen acceso a fuentes de agua limpia, aproximadamente 1.1 billón de personas, y mas de dos de cada seis personas toma agua que no esta debidamente tratada, aproximadamente 2.6 billones de personas (estimación para 2002, por (WHO/UNICEF JMP, 2004)). 3900 niños mueren todos los días de enfermedades relacionadas a la mala calidad del agua.

En muchos países la escases del agua se debe, al uso ineficiente, degradación del agua disponible debido a la contaminación y al uso insostenible de los recursos de aguas subterráneas.

El crecimiento urbano e industrial masivo crea demandas sin precedentes, muchas veces a expensas de la agricultura, ecosistemas acuáticos, y de la poblaciones rurales.

Nosotros podemos hacer la diferencia si tomamos algunas medidas en nuestras casas, a continuación enumero algunas:

- Instalar un regulador de caudal en los grifos de la cocina, lavamanos y ducha. Estos pueden reducir un 25% el agua utilizada normalmente.

- Tomar baños mas cortos.

- Si te bañas en bañera, no la llenes completamente, con llenarla a 1/4 de su capacidad es usualmente suficiente.

- No dejes correr el agua mientras te afeitas, lavas los dientes o te lavas la cara.

- Evita descargar el inodoro innecesariamente, una persona normal utiliza mas de 100 litros de agua al día solo descargando el inodoro, lo que representa  el 45% del total del  agua utilizada dentro de la casa. Puedes reducir esto comprando un inodoro de menor descarga de agua que tienen un tanque mas pequeño o instalar un artefacto en el tanque que te haga gastar menos agua.

- Revisa constantemente que no tengas fugas de agua en tus grifos o tuberías.

- No descongeles carne con el agua del lavatrastos corriendo.

- Si lavas platos a mano, toma un recipiente para utilizar solo el agua necesaria. Si usas lavaplatos, espera a que esté llena para utilizarla.

- Cuando limpies afuera utiliza una escoba en vez de la manguera para lavar el piso.

- Si tienes áreas verdes usa un aspersor con temporizador para no desperdiciar el agua, estas áreas deben de ser regadas una vez cada 3 a 5 días. Hay menos evaporación en la mañana o al atardecer. Cuando hay escases de agua no se debe regar el pasto.

- El agua lluvia puede ser recolectada en contenedores y ser utilizada para regar las plantas, siempre teniendo en cuenta que deben estar tapados para evitar la proliferación de zancudos.

- Existe mayor demanda de agua en verano por lo que debemos ser mas cuidadosos con esta durante este periodo.

Todas estas medidas te ayudaran a reducir tu desperdicio de agua y también te ayudaran a reducir la cuenta de servicio de agua, así que de cualquier forma ganas.

 

 Foto:

  • http://www.dreamstime.com/stock-images-old-water-pump-rimagefree1920852-resi3701490

    Fuentes:

  • www.worldwatercouncil.org

  • www.unep.org

  • www.gnb.ca

  • Comentarios

    1. My compliments for your blog and pictures included,I invite you in my photoblog "photosphera".

      CLICK PHOTOSPHERA

      Greetings from Italy

      Marlow

      ResponderEliminar

    Publicar un comentario

    Entradas populares de este blog

    Manualidades

    Lugares Turísticos: Honduras

    Las 7 peores cosas que puedes decirle a tus hijos